Advertisement:

Estafas Virtuales: DDI allanó la cárcel de Campana

En las últimas horas, agentes de la DDI de nuestra localidad ejecutaron un allanamiento en una Unidad Carcelaria de Campana (Bs As), luego de establecer que internos alojados en el lugar, se dedicaban a concretar estafas virtuales, simulando representar a un comercio del rubro casa de repuestos de CABA.

La investigación tuvo su origen a principios del mes de abril en la localidad de Casbas, y se suma a una buena  cantidad de hechos de índole similar concretados en la zona, donde los damnificados son seducidos y engañados  por favorables ofertas de diferentes productos  en las redes sociales. En éste caso el denunciante fundió el motor de su automóvil, y vía red social facebook, se contactó con un supuesto comercio de renombre situado en CABA. Allí creyó haber conseguido el motor completo del auto,  en una suma de dinero accesible, y los estafadores lograron que deposite la totalidad del valor.  Inmediatamente después cortaron la comunicación, y allí el comprador advirtió la maniobra ilícita, que denunció en la seccional policial local.

Iniciadas las pesquisas, supervisadas por la Ayudantía Fiscal de Guaminí a cargo de la Dra. María Fernanda Barreña ,  con colaboración de la sección Contralor Telefónico , dependiente de la División Delitos tecnológicos de la Superintendencia de Comunicaciones, se realizó un minucioso y paciente estudio de las comunicaciones telefónicas traficadas por los abonados bajo sospecha, y movimientos de diferentes cuentas bancarias apuntadas por los investigadores. Todo decantó en la Unidad penitencia 21 de campana, desde donde los investigados operarían.

Así las cosas, detectives de la DDI afectados a los grupos Operativos de Guaminí y Carlos Casares, con una orden de allanamiento tramitada por el titular de la UFI   3 Dr. Fabio Arcomano, ingresaron a la cárcel y allanaron uno de los pabellones, donde lograron identificar al cabecilla de la organización, detenido por Homicidio, y condenado por la justicia  a 23 años de prisión. Los investigadores localizaron y secuestraron  en la celda el teléfono celular desde donde el interno había materializado la estafa. El análisis del aparato telefónico, permitirá avanzar en la presente investigación, pero además echará luz sobre otros hechos cometidos por la misma organización desde la cárcel.

Advertisement: